Granada por una Nueva Cultura del Territorio

¡Preparados, listos, ya! ¡A vender como sea...!

Medina Elvira Golf. segundo acto de una historia de terror

Martes 22 de enero de 2013 por Veguita de Graná

Este tercer artículo de Rosa Félix sobre Medina Elvira como emblema del urbanismo especulador, se podría resumir brevemente así; unos vendiendo a toda prisa un “decorado” sin servicios ni futuro y otros muchos pasando un calvario o recibiendo una herencia maldita. ¿Responsables? ¡Ninguno! Esto es que funciona así, ¿o no lo vemos todos los días en la prensa? Así se explica el descontento ciudadano. Hay dos artículos anteriores; uno introductorio, “Tiene víctimas el urbanismo? Piensa y acertarás”: (http://www.otragranada.org/spip.php?article552), y otro referido ya a Medina Elvira Golf “Pillaje en Atarfe. ¿Cómo se montó el negocio?” (http://www.otragranada.org/spip.php?article558). Próximamente publicaremos otro artículo en el que Rosa da alternativas y soluciones a este desastre urbanístico.
JPG - 212.7 KB
En este paisaje, en ricos suelos de regadío, se instaló Medina Elvira Golf, la urbanización fantasma

Rosa Félix. Concejala del Ayuntamiento de Atarfe, miembro de Democracia en Acción y Salvemos la Vega

¡En 2008! las promotoras Península Project, Bareo (Balboa), y, en 2010, Constaind y Costa Indálica, entre otras, con las licencias de primera ocupación bajo el brazo concedidas por el ayuntamiento, a pesar de que la urbanización no contara con las servicios más esenciales (abastecimiento, saneamiento…), ya estaban listas para vender los primeros pisos a incautos ciudadanos europeos, sobre todo pensionistas británicos.

Medina Elvira, sólo decorado con apoyo de la Diputación

Los compradores no podían dudar de la magnífica propaganda que aparecía en periódicos de tirada nacional y en su propio país. Como reclamo estrella, la urbanización que ofertaba las viviendas tenía ya en funcionamiento el campo de golf y un Colegio privado bilingüe, y, supuestamente disponía de todos los papeles en regla. Además, se les aseguraba el alquiler de los meses en los que no residieran. Y para remate, ¡qué mejor aval que la propia Diputación de Granada, promocionando Medina Elvira Golf en Ferias de Turismo Internacionales! Lógico, ya en 2005, con una visión estratégica envidiable, el Presidente de la institución de entonces, en el hotel Santa Paula, hizo una presentación fastuosa de la nueva urbanización ante “la creme de la creme” de la sociedad granadina. De resultas, muchos compradores vendieron sus viviendas habituales para cambiar las lluviosas Islas por el clima soleado del Sur, a 15 minutos de la Alhambra, 20 minutos de Sierra Nevada y a media hora de la Costa Tropical, según rezaba la publicidad.

JPG - 181.8 KB
El decorado estaba a punto

La realidad era otra; una ciudad fantasma...

Fue firmar las escrituras y comenzar su infierno. Balboa ya tenía pingües beneficios y las perspectivas de vender lo que le quedaba eran inciertas; los gastos que asumiera, aunque fueran obligatorios para él, no le repercutirían beneficios; de este modo, retiró un aval de 600.000 € que había puesto para el saneamiento, sorprendentemente sin oposición del ayuntamiento, y abandonó la urbanización y el campo de golf a su suerte. Ahí está, una ciudad fantasma, en ruinas y un campo de golf a merced de la desolación, con hierbajos hasta la cintura.

JPG - 187.9 KB
Meidna Elvira el engaño de los engaños

A pesar de la estafa ni promotores ni bancos denunciaron

Quedaron los promotores que habían comprado a Balboa. Algunos, conforme iban terminando los bloques siguieron recibiendo ilegales licencias de primera ocupación de Tomás Ruíz, alcalde sucesor de Víctor Sánchez. Estaban ávidos por vender pisos y desaparecer, aunque ya sabían que era una urbanización inacabada y fallida. Otros, dejaron los bloques a medio terminar o los bancos se los embargaron por falta de pago. Ninguno de los que ha vendido pisos a particulares denunció a Balboa o al Ayuntamiento porque no les entregaran la urbanización terminada, pese a los altos precios a los que compraron los solares “urbanizados” en el papel. Que sepamos, tampoco hay denuncias de los bancos.

Muchas licencias de viviendas, pocos vecinos

El ayuntamiento concedió licencias de obra para 1576 viviendas, de las que 586 no han llegado a construirse. Se ha edificado solo en 6 parcelas de las 23 residenciales previstas, aunque cualquiera que vea la urbanización se asombrará de la enorme colmena de bloques que se ha erigido en ese paraje singular, alejado varios kilómetros del casco urbano. De las 990 viviendas construidas, solo 4 bloques (403 viviendas) están terminados y de éstas se han vendido a particulares, según nos consta, 49. Las demás, están en mano de los bancos que también son propietarios de los bloques sin terminar y de las parcelas sin vender.

Los bancos perdieron mucho. Nadie pidió responsabilidades... ¡Pagan los ciudadanos con los recortes!

Caja Sur, Caja de Baleares, CAM, Cajamar, Caixa (Servihabitat) y Banco de Santander prestaron alegremente, sin evaluar el riesgo y sin importarle cual era el planeamiento permitido en la zona. De resultas, una parte de su agujero por el boom inmobiliario corresponde a lo que han perdido en Medina Elvira Golf: el cálculo probable ascendería a más de 250 millones de euros. Las empresas promotoras y constructoras a las que entregaron dinero para comprar solares y para edificar están en concurso de acreedores y en disolución. Difícilmente, los bancos recuperarán lo que invirtieron.

JPG - 116.6 KB
Los bancos callaron ante la estafa, aunque entre ladrones andaba el juego

A los bancos los rescata el Gobierno con el dinero que nos recorta a nosotros y nadie les pide responsabilidades. Por ejemplo, nadie denuncia a aquellos altos cargos de Caja Sur, y del resto de bancos y Cajas implicados, que sí tienen nombres y apellidos, aquellos que respaldaron a Proadis, empresa que ha dejado un bloque con 268 viviendas sin terminar o que prestaron 18 millones de euros a Balboa tan solo por un solar baldío de 25.000 m2. El banco que ha absorbido Cajasur ha embargado un terreno que no vale nada y donde solo podría construir, según el Plan Parcial, 25 viviendas. Ningún banco se ha personado en los juzgados por certificar el Ayuntamiento más edificabilidad en los terrenos de la legal o por haber concedido licencias de obras que no se correspondían con el planeamiento. En este caso las víctimas y los paganos somos nosotros.

JPG - 171.5 KB
Cambiaron este paisaje por construcciones sin terminar o vacías

Menuda herencia para el pueblo de Atarfe

También, es víctima el pueblo de Atarfe al que le ha quedado como herencia un campo de golf y una urbanización que quedará para siempre en los anales de la infamia. Actualmente pagamos los camiones que retiran las aguas negras ya que cualquier vertido empeoraría la situación judicial de los promotores, técnicos y alcaldes imputados. Todavía está por dilucidar y cuantificar, en instancias judiciales, lo que no ha recibido el ayuntamiento de los promotores y lo que el ayuntamiento ha pagado y no le correspondía. Total, un asombroso negocio para unos pocos y una hipoteca inconmensurable para los ciudadanos.

JPG - 205.1 KB
Tamibén esto estorbaba y desapareció

Y el Ayuntamiento (los dos alcaldes implicados), coprotagonista de la historia, no se responsabiliza

Los dos alcaldes que, desde el principio, han estado al servicio de los promotores no cargan con la responsabilidad de sus desatinos. Al día de hoy, el ayuntamiento no se responsabiliza de servicios básicos: la limpieza, la recogida de basura, el alumbrado, la seguridad de las calles. Ya lo tenían previsto, para ello crearon en 2007, en claro fraude de ley, la Entidad Urbanística de Conservación.

JPG - 166.1 KB
Eso sí, le dejaron un hermoso campo de golf

Los propietarios viven un calvario; pagaron promesas, no realidades

Para los propietarios particulares, estos últimos cuatro años han sido un calvario, además de carecer de servicios, padecen que la urbanización no esté terminada. En vez de campo de golf tienen un erial amarillento, lleno de basura y en continuo deterioro; no disponen de ningún equipamiento, no existe el centro comercial prometido, no hay jardines ni espacios verdes; los jardines de sus bloques han tenido que costearlos ellos, así como el adecentamiento de la zona. Las viviendas vacías y sin terminar están siendo desvencijadas sin que nadie vele por ellas. El saneamiento no está acabado. Por si fuera poco están sin contador de agua en sus viviendas. Este verano, han sufrido cortes de agua durante un mes y medio, tienen agua por orden del juez, pero en vez de pagar el agua solo de sus casas les vienen enormes facturas de toda la urbanización, porque Aguasvira ha puesto un único contador para que pague la Entidad de Conservación. Posiblemente la razón del enorme consumo cuando no vive casi nadie allí se deba a enormes fugas por haber arrancado tuberías. Cualquiera se puede imaginar lo que es vivir aislado en el campo, en medio de la nada, en un bloque vacío rodeado de viviendas sin terminar, sin ninguna infraestructura ni equipamiento a 15 minutos de Atarfe en coche.

PNG - 70.8 KB
¡Y nadie es culpable! ¡Nadie da la cara a los afectados! El Ayuntamiento se quiere lavar las manos. (Foto de http://democraciaenaccionatarfe.blogspot.com.es)

Llevan ya mucho dinero extra gastado y los pisos que compraron no eran baratos pues en el precio estaban todos los servicios prometidos. Llevan años prometiéndoles que terminará conectándose la tubería de saneamiento con Albolote; lo que no les dicen es cuánto les costará el bombeo.

Viven esperanzados con que los bancos que poseen la mayoría de las viviendas acepten responsablemente sus obligaciones como propietarios y constituyan, entonces, una masa crítica suficiente para salir adelante, pero por ahora no lo han hecho y los bancos deben hasta los gastos de comunidad.


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 2502456

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Temáticas  Seguir la vida del sitio Urbanismo y Territorio   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License